EL GOBIERNO RESPALDÓ LA DESIGNACIÓN DE ANTONIO ARACRE TRAS LAS CRÍTICAS DE UN SECTOR DEL SINDICALISMO: “EL TEMA ESTÁ TERMINADO”

El Gobierno respaldó la designación de Antonio Aracre como jefe de asesores de la Presidencia, luego de que el ex CEO de Syngenta fuera duramente cuestionado por el dirigente camionero Pablo Moyano tras plantearse a favor de una reforma de la legislación que “modernice y flexibilice” los procesos de contratación laboral.

   “Tal como anunciamos en el momento en el que se reunió con el Presidente (Alberto Fernández), Antonio Aracre va a asumir sus funciones a partir del primero de febrero”, respondió la portavoz de la presidencia, Gabriela Cerruti, ante una pregunta de NA respecto de si el Gobierno estaba replanteándose su designación.

   Durante su habitual conferencia de prensa, la funcionaria nacional indicó que el flamante jefe de asesores desembarcará en la Casa Rosada a partir del próximo 1 de febrero, dado que “tenía compromisos contraídos previos a la invitación del Presidente para que se sumara al Gobierno”.

   “Él mismo aclaró esas declaraciones. Nunca dijo que le iba a presentar ningún proyecto al Presidente. Habló de las diferentes posibilidades para ver de qué manera se registraba más trabajo formal, que es uno de los grandes dramas que tiene la Argentina y sin duda una buena parte de Latinoamérica”, argumentó Cerruti.

   Y concluyó: “Me parece que él lo aclaró suficientemente y que el tema está terminado. Es un asesor del Presidente, va a ser un asesor formal a partir del 1 de febrero, por lo tanto habla seguido con el Presidente”. .

   Aracre encendió la polémica con los dirigentes sindicales al considerar que una propuesta que implique “una modernización laboral para pibes menores de 30 o adultos mayores de 50 con dificultades para insertarse en el mercado de trabajo” podía ser “interesante” para que los dirigentes de Juntos por el Cambio accedan a “sentarse en una mesa de diálogo”.

   Tras los dichos del flamante funcionario en declaraciones periodísticas, Pablo Moyano salió a cuestionarlo duramente y hasta pidió públicamente la renuncia al flamante asesor presidencial.

   En otro tramo de la conferencia de prensa en la Casa de Gobierno, Gabriela Cerruti destacó que “teniendo en cuenta que las consultoras y los medios decían que iba a haber una inflación de tres dígitos y no sucedió así, en muchos casos las paritarias cerraron por encima de tres dígitos”.

   “En ese sentido las paritarias funcionaron. Lo que necesitamos es que todo el mundo esté en paritarias y que por lo tanto haya más trabajo registrado y formal”, manifestó la funcionaria al ser consultada sobre la posibilidad de que el Ejecutivo nacional busque este año que los acuerdos paritarios no superen el 60%.

   Por último, afirmó que la Argentina atraviesa un momento en el cual “no solo sigue creciendo el empleo, sino el registrado y privado”.